Ahora podréis encontrarme aquí

sábado, 18 de mayo de 2013

[Relato en Conjunto] Capítulo 2

Muy buenas a todo el mundo ^^ Aquí paso a dejaros el segundo capítulo del Relato en Conjunto. ¿Preparados? ¿Listo? ¡A leer!


Capítulo 2, by Karin.

Paso la tarde en mi cuarto, pensando el porque me mataran, como he vuelto al pasado y sobretodo como evitarlo. No se me ocurre nada. A las nueve de la noche Emily sale de su habitación y empieza a aporrear la puerta de la mia.

-¡Abbie! Papa y mama han llamado dicen que llegaran tarde y cenaran fuera, ¡sal a comprar algo!- No me da tiempo de contestarle cuando ya la tengo dentro mirándome con desaprobación ¿acaso hoy el mundo se ha propuesto amargarme el día más de lo que ya estaba?- ¿Se puede saber qué te pasa?- interroga Emily- siempre pareces medio zombi, pero esta vez realmente parece que hayas vuelto de la muerte- empalidecí notablemente, poco imaginaba ella cuánta razón tenía- No es nada… Solo estoy un tanto cansado- intento justificar mi estado de confusión, pero lo único que consigo es que me mire con burla y me replique- ¿Tu? ¿Cansado? Pero si no has hecho nada en todo el día, por lo menos hazme el favor de preparar la cena. Ah, no espera, se me olvidaba, tienes demasiada pereza encima incluso para eso, además seguro que me sentaría mal.- Tras ese bellísimo discurso soltó alguna que otra dulzura, supuse que realmente tenía muchos exámenes pues normalmente no es tan antipática, cansado de escucharla me levante sin decir palabra, cogí las llaves, el monedero y me fui a la calle.

Deambule por la ciudad durante una hora, seguro Emily quería matarme a estas alturas, tampoco es que importase mucho puesto que de todas formas solo me quedaban seis días de vida, ya que este se estaba acabando y no contaba, de vez en cuando miraba algún escaparate, entraba en algún veinticuatro horas y curioseaba por aquí y por allí cualquier tontería que se mi vista captase, mientras tanto pensaba en cómo podía haberme ganado la enemistad de alguien al límite de querer matarme. Me interne en un parque vacío del vecindario, el silencio sepulcral le confería un aspecto siniestro y oscuro, pero, cuando has experimentado la muerte una vez pocas cosas te asustan. 

El susurro del viento se filtraba entre las hojas de los árboles, parecían cantar un salmo a la muerte, concretamente a mi muerte, sin duda alguna estaba paranoico, veía sombras amenazantes por todos lados, ojos observadores que me seguían, incluso alguna que otra pistola oculta entre la maleza, y lo peor es que todo aquello no me importaba, me parecía natural, realmente me había trastornado de mala manera, empezaba a dudar de si todo aquello no resulto ser una pesadilla, que realmente el día anterior hubiese transcurrido con normalidad, que nunca fui a la boda de mi hermana, que toda la semana que tenía la sensación de haber vivido aún tenía que pasar, pero el dolor de la bala perforándome el pecho era demasiado vivo, definitivamente no fue un sueño. 

Salgo del recinto para comprar algún capricho que obsequiarle a Emily, y entonces me percato de que algunas cosas no eran mi imaginación, alguien me observa, me sigue discretamente, pero no parece tener intenciones asesinas, de todas formas decido hacer ver que aún no me he percatado de su presencia.

Tal y como esperaba el desconocido me siguió discretamente, o eso creía el, ya que lo tenía calado desde hacía un buen rato. Entro al supermercado para poder verle sin levantar sospechas, una vez dentro, me dirijo a esa zona reducida donde por algún misterioso motivo venden libros, y hago ver que los ojeo, en mi cabeza empiezo a imaginar situaciones de todo tipo, desde como reaccionaria mi familia ante la posibilidad de que muriese una vez más, hasta la macabra idea de que muriese ahora. Detengo esos fúnebres pensamientos y analizo a mi espía, es un hombre alto y robusto de edad media, tiene nariz ganchuda y unos ojos pequeños y llorosos, parece asustado. 

Paso media hora “leyendo” novelas, y en ese periodo de tiempo un miedo irracional ha hecho mella en el interior de mi cuerpo, el instinto de supervivencia me invita a huir de mi vigilante, algo en ese personaje tan peculiar es siniestro y maligno, no puedo aguantar más la presión salgo del establecimiento corriendo como alma que lleva al diablo, me escondo en una esquina y veo pasar a esa persona que me seguía, se para de pronto y empieza a mirar alrededor, buscando algo, o alguien, a mí. 

No puedo seguir oculto y salgo a la luz de la farola, él se gira y me ve, nos miramos detenidamente, y de pronto toda su cara se deforma por el más puro terror, se arroja al suelo y sollozando de rodillas suplica- Por favor, no me mates, no me mates otra vez- sus palabras taladran mis oídos, ¿matarlo?, ¿otra vez?, no entiendo nada.

¿Qué está pasando en mi vida?


..::FIN del segundo capitulo::..

El capítulo 3 le toca a Jeanne Gainsborough. Tienes dos semanas a partir de hoy para enviar el capítulo.
+ información aquí.

¿Qué tal la historia? ¿Intrigante?

Furukawa=^-^=

5 comentarios:

  1. ¡¡Oh dios que bueno!! ¿¿Que rayos?? xDDD

    ResponderEliminar
  2. :o me ubiera gustado participar de relato en conjunto , amo escribir <3
    arg ya no tengo tiempo D: que desgracia XD
    Buen capitulo!! :3
    cierto te invito a mi otro blog http://tatineyra.blogspot.com/
    si gustas puedes pasar aqui escribo xD :3
    Saludos , te esperoo

    ResponderEliminar
  3. esta buenoooo quede con ganas de mas quiero leer el proximo capitulo realmente estan forjando una historia muy buena

    ResponderEliminar
  4. wao esto esta super, cuanto falta para que publiquen el siguiente?.

    ResponderEliminar

Todo comentario se agradece (siempre que sea constructivo y no destructivo) Gracias por el comentario. ¡Me has alegrado el día! =^-^=
-No Spam

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...